Tenemos la obligación de ser honestos con nosotros mismos. Tomarnos el tiempo, de mirarnos interiormente sin ningún tipo de contaminación ilusoria. Conectarnos con nuestros pensamientos, emociones y sentimientos, sean buenos o no tan buenos. Tener esta conversación con tu yo, abrirá la pauta para una libertad donde el protagonista seas tú.

La vida en si es demasiado severa. Desde que nacemos tenemos un libreto a medio escribir, en donde nuestra familia directa, inicia los primeros renglones de nuestra historia. Esto marca en gran manera a muchos, sea para bien o para mal. Nuestros pilares son diseñados y construidos en base a los sueños, recursos e ideales de nuestros tutores, con los años y las experiencias vividas, vamos conociendo las cosas básicas e importantes, que nos gustan e importan.

Normalmente nuestros mejores amigos al inicio de nuestras vidas son nuestros cinco sentidos. Con ellos vamos tomando noción de los sabores que preferimos, vamos creando vínculos con algunos olores y aromas, por ejemplo el olor a café de la casa de tu abuela, así mismo vamos desarrollando el tacto y sabemos que ricos son esos abrazos de mamá, aprendemos a pedir nuestra comida favorita en nuestros cumpleaños. Los ojos nos brillan cuando vemos a un ser querido, identificamos con precisión la voz de todos nuestros cercanos; Y te aseguro que al pasar los años, todos estos sentidos, te han ayudado en gran manera, para ir formando tu personalidad y criterio.

La creacion humana es una maravilla, una perfección. Tú eres perfecto dentro de tus imperfecciones porque nadie es igual a tí, eres un ser único.

Aprende a verte como la heroína, el héroe de tu vida y no como la víctima. Con este simple pensamiento, darás un cambio de 180 grados. ¡Recuerda que lo que piensas atraes!

Date la oportunidad de hacer introspección, analiza errores cometidos, pero no para flagelarte, sino para detectar tu *talón de Aquiles*. Cuando lo hagas descubrirás que es aquello que realmente te perturba, la meta es llegar a la raíz. Toma nota y recuerda que el punto no esta en cambiar lo vivido, el punto esta, en tomar lo que te esta regalando esa experiencia, así sabrás que hacer en otra oportunidad que se te atraviesen las mismas o similares circunstancias.

Tenemos que aprender a ser el capitán de nuestras vidas, previendo dificultades tales como las que pasan en mar abierto. Tenemos que estar preparados con una excelente nave, porque es la que nos desplazará hacia el puerto que deseamos, por consiguiente debes de conocer a plenitud tu “nave“. Conocer sus características, habilidades y limitaciones. Muchos invierten tiempo y recursos para conocer otras “naves“, más no conocen, ni conducen la propia.

Cuando te atrevas a ser honesto contigo, trátate con dulzura y delicadeza, este paso es solo, para los mas valientes e inteligentes. Nunca es tarde, siempre será el mejor momento, para dar este primer paso. 

La meta es que te encuentres, te ames, te priorices, te respetes, te conozcas y sobre todo que te aceptes.

Somos lo que damos; Así que conócete para que estés claro de lo que ofreces y sepas lo que pides…

Scarleth Flores-Puracal

Abogada, Madre y Modelo.


Like it? Share with your friends!

Comentarios:

comentarios

What's Your Reaction?

hate hate
0
hate
confused confused
0
confused
fail fail
0
fail
fun fun
0
fun
geeky geeky
0
geeky
love love
0
love
lol lol
0
lol
omg omg
0
omg
win win
0
win